Mal momento para las hipotecas multidivisa

Han disparado su deuda pendiente en los dos últimos años las hipotecas en yenes y francos suizos


La gran y seguida rebaja del euríbor, que está favoreciendo un ahorro medio de hasta 4.000 euros anuales en la revisión de la hipoteca, pasa de largo dolorosamente para los clientes que contrataron su hipoteca en yenes o francos suizos. Asumieron un riesgo elevado en el momento en que contrataron una hipoteca en una divisa distinta al euro, a cambio de contraer una deuda que iría reduciéndose en el futuro por el efecto del tipo de cambio. Pero ahora se encuentran con que cargan con una deuda mayor a causa de la apreciación de la divisa elegida. Así, el tipo de cambio se ha vuelto en contra de quienes firmaron hace dos años una hipoteca en yenes o en francos suizos, las dos monedas que eran antes más favorables para endeudarse por su cotización frente al euro y por el bajo nivel de tipos de interés de sus economías.

Desde que empezó  la crisis actual , en julio de 2007, el yen se ha apreciado frente al euro el 25% y el franco suizo, el 10%. Es decir, el importe del crédito pedido hace dos años ha aumentado en esa cuantía. Un cliente que contratara en julio de 2007 una hipoteca en yenes por 180.000 euros -a un tipo de cambio de 160 yenes por euro- se encuentra con que esa deuda equivale ahora a 225.000 euros, después de que el yen se haya apreciado hasta las 134 unidades por euro actuales. Según reconocen fuentes bancarias, "incluso si el cliente ha ido amortizando capital desde entonces, su deuda se habrá incrementado".

Las opciones que quedan son las siquiente en dicho caso: esperar a que el yen o el franco suizo se deprecien para entonces cambiar la hipoteca a euros sin aumentar la deuda - y sin perder dinero por tanto- o salir de ese préstamo en divisas, aun perdiendo dinero, si la previsión es que el yen o el franco suizo sigan a los actuales niveles o incluso ganen todavía más valor frente al euro, elevando todavía más la deuda pendiente. "La clave de este producto está en conocer la evolución de los tipos de cambio de las divisas para pasar de una a otra, consolidando una deuda más baja en cada cambio", explican en un banco. ¿Pero qué se espera que hagan las divisas próximamente?

Pablo Guijarro, de Analistas Financieros Internacionales (AFI), apunta que el momento de mayor apreciación para el yen y el franco suizo ya quedó atrás. "El yen está sobrevalorado frente al euro y debe depreciarse. En cambio, el franco suizo está casi en equilibrio frente a la divisa comunitaria, debe corregir menos excesos", señala. En su opinión, la recuperación económica que se espera a nivel mundial para los próximos meses devolverá los patrones habituales al mercado de divisas y a la inversión extranjera. Es decir, el yen recuperará su papel como divisa en la que endeudarse, sin olvidar el interés de las instituciones japonesas por mantener una moneda relativamente débil que favorezca la exportación. "El yen podría apreciarse próximamente frente al euro hasta las 140 unidades", añade Guijarro.

Para Marian Fernández, responsable de estrategia de Inversis, "el yen perderá valor a medida que se vaya normalizando el panorama económico y financiero". La analista destaca el aumento del interés de los inversores por activos de mayor riesgo, lo que implica la pérdida de valor del dólar y del yen, en favor de una apreciación del euro.

Hipotecas multidivisa: Oferta paralizada

La banca asegura que hace meses que dejó de ofrecer hipotecas en divisas. "Dada la situación actual del euríbor y de los tipos de Japón (la mayor parte de ellas se hacían en yenes) así como la evolución de las respectivas divisas, no lo hace aconsejable", señalan fuentes de Bankinter, una de las entidades que más las comercializó en su día, aunque se trate de un producto minoritario. El sector asegura que la hipoteca multidivisa ha ido dirigida a clientes con conocimientos del mercado financiero y que han solicitado el producto expresamente. "Acaban teniendo un elevadísimo riesgo tanto de tipo de interés como de divisa, por lo que ofrecerlas a clientes particulares es a nuestro entender un error", afirman en Sabadell.


Hipotecas multidivisa: Radiografía


Divisas. El yen y, en menor medida, el franco suizo, son las divisas más comunes en las hipotecas multidivisa.

Comisión. Cambiar la divisa en que se denomina el crédito tiene un coste de alrededor del 0,2% del capital pendiente.

Plazos. Son inferiores a los de las hipotecas tradicionales, aunque un mayor plazo da la oportunidad de compensar los períodos de un tipo de cambio desfavorable.

Financiación. No superan el 80% del valor de tasación.


Hipotecas multidivisa: Preguntas y respuestas


¿Qué atractivo tiene la contratación de una hipoteca multidivisa?

El producto aprovecha las ventajas que puede ofrecer el endeudamiento en una divisa que vaya a depreciarse y que tenga un tipo de interés más reducido. En el año 2004, los tipos de interés en Japón eran del 0,5%, frente al 2% de la zona euro. En los siguientes tres años, el yen se depreció el 20% frente al euro, lo que permitió a los clientes con ingresos en euros amortizar hipoteca a un ritmo mucho mayor. Así, con la misma cantidad de euros era posible amortizar un volumen de deuda en yenes muy superior.

¿Por qué el franco suizo y, en especial el yen, se han apreciado con fuerza en los dos últimos años?

Los inversores más especulativos se endeudaron durante años en yenes, que soportaban un menor tipo de interés. Con el estallido de la crisis, esos inversores deshicieron sus inversiones más arriesgadas y para saldar sus deudas, tuvieron que comprar yenes. La fuerte e inesperada demanda de la divisa nipona disparó su valor.

¿Qué opciones tiene un cliente que soporta una hipoteca en yenes o francos suizos y tiene ahora una deuda mayor?

Una de dos, o espera pacientemente a que el tipo de cambio le sea favorable para cambiar su deuda a euros y no perder dinero o asume esa pérdida y convierte ahora su hipoteca a euros, protegiéndola de futuras apreciaciones que amplíen aún más el capital pendiente.

¿Qué previsiones hay de tipo de cambio y tipos de interés?

Los expertos coinciden en que el yen y el franco suizo van a frenar su escalada a medida que la situación económica se normalice. Y hasta la segunda mitad de 2010 no llegarían las alzas de tipos de interés, ahora en el 0,1% en Japón, ente el 0% y el 0,25% en EE UU y el 1% en la zona euro.
fuente: cincodias.com

primi sui motori con e-max