Hipotecas sin cláusula suelo

Después de seis años de crisis económica, los bancos españoles intentan recuperar la rentabilidad perdida y está librando una gran batalla para conseguirlo. Posicionarse en el negocio de las pymes es lo que intentan las entidades bancarias de manera que

puedan obtener los ingresos más recurrentes, pero, a raíz de que el mercado inmobiliario español parece que ha empezado a recuperarse, las entidades bancarias extienden su batalla, poniendo en su punto de mira las hipotecas a particulares.
Así pues, en los tiempos que corren, está de moda entre la oferta de hipotecas que podemos elegir, la ausencia de la cláusula suelo, aquella que impedía al deudor beneficiarse al cien por cien de la bajada del euribor, que en la actualidad se encuentra marcando mínimos históricos.

Después de que una sentencia del Tribunal Supremo de mayo de 2013 declarara nulas las cláusulas suelo de hipotecas de varias entidades españolas, por considerarlas poco transparentes, los tribunales se colapsaron de reclamaciones de clientes que tenían su hipoteca en otras entidades bancarias.
Todo esto no hacía nada más que marcar el camino hacia una nueva oferta hipotecaria.
La famosa cláusula suelo, llega a crispar a los hipotecados cuando el euribor está en niveles muy bajos, sin embargo, a los bancos les venía muy bien asegurarse unos ingresos sin que importara la evolución del euríbor.

Todo parece indicar según ha comunicado la Agencia Negociadora de Productos Bancarios, intermediaria financiero, que se espera que para el año 2015 las entidades financieras sigan ofertando productos hipotecarios interesantes para asegurarse ingresos. Estas maniobras las harán para sostener la parte alta de la cuenta de resultados gracias también a que el mercado inmobiliario cuenta con muchas posibilidades de seguir experimentando una leve mejoría.

primi sui motori con e-max