Préstamos sin intereses para: ordenadores, jovenes...
 

Incorporar a la ciudadanía a la Sociedad de la Información. Ése es el objetivo del Plan Avanza, por el que el Gobierno ofrece hasta 2010 la posibilidad de adquirir equipos informáticos mediante créditos a un interés del 0%. Todos los residentes en España que tengan conexión con banda ancha, o que la contraten en el momento de comprar el ordenador, podrán beneficiarse de estos préstamos. La línea de financiación ICO-Plan Avanza surgió de un acuerdo firmado en julio de 2006 entre el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y el Instituto de Crédito Oficial (ICO) para la concesión de préstamos al 0% de interés dirigidos a la adquisición de equipamiento informático y conectividad a Internet. Esta línea ofrece tres modalidades de crédito, dependiendo del grupo al que vaya destinada la financiación: el Préstamo Ciudadanía Digital, que tiene como receptores a los ciudadanos en general; el Préstamo Jóvenes y Universitarios, dirigido a estudiantes y a personas entre 18 y 35 años, y el Préstamo TIC, que está destinado a pequeñas y medianas empresas.

Préstamo Ciudadanía Digital

Para solicitar el Préstamo Ciudadanía Digital hay que residir en España y tener conexión a Internet en banda ancha. Si no se dispone de este servicio en el momento de la solicitud, es necesario contratarlo. El crédito financia la compra de un ordenador de sobremesa o un portátil con capacidad de conexión en banda ancha. Opcionalmente, se puede adquirir también otro tipo de material informático como los periféricos (impresora, escáner, webcam...), el antivirus, el dispositivo lector de la tarjeta electrónica o la conexión a Internet. El importe máximo que financia el Préstamo Ciudadanía Digital es de 3.000 euros, que se pueden devolver en un plazo máximo de 36 meses, aunque el solicitante puede elegir reintegrarlo en un número menor de cuotas si así lo desea. Este plan da tres meses de carencia, es decir, permite aplazar el pago en tres ocasiones. En todo caso, si el beneficiario quiere comprar un equipo cuyo importe sea superior a la cantidad máxima establecida puede hacerlo, aunque el crédito a interés 0% sólo cubrirá los 3.000 euros.

Préstamo Jóvenes Universitarios

El Préstamo Jóvenes y Universitarios se dirige a los residentes en el territorio español con edades comprendidas entre 18 y 35 años, y a cualquier estudiante matriculado en un centro universitario de España, independientemente de su edad. Es necesario que el solicitante tenga conexión a Internet con banda ancha o contrate un alta nueva en este servicio. En esta modalidad, quien solicita el préstamo puede ser tanto el propio beneficiario como cualquier persona que declare que pide el crédito para adquirir un equipo informático que va a ser utilizado por un joven o un universitario. En todo caso, el beneficiario final es quien tiene que firmar la solicitud. Así, los padres, familiares o amigos pueden solicitar el crédito y correr con los gastos del ordenador siempre que acrediten que el joven o el estudiante es quien lo va a utilizar. Los equipos que se pueden adquirir con el Préstamo Jóvenes y Universitarios son los mismos que con el programa Ciudadanía Digital. La ventaja frente a éste es que el pago puede hacerse en 60 meses, aunque no incluye los tres de carencia.

Préstamo TIC

La tercera variedad de la línea ICO-Plan Avanza es el Préstamo TIC. Está destinado a las pequeñas y medianas empresas que carezcan de conexión a Internet con banda ancha y que realicen una inversión en equipamiento para adquirir el servicio. También se podrán beneficiar las empresas que ya tengan esta conexión y lleven a cabo inversiones en software o hardware destinadas a mejorar sus procesos empresariales o a implantar el negocio o la factura electrónica. Esta modalidad de préstamo financia la adquisición de equipos informáticos y servicios para el acceso a Internet en banda ancha, aunque no el consumo mensual; la presencia de la pequeña o mediana empresa en Internet, incluido el coste de la elaboración de la página web y los portales de empresa; la incorporación de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) a los procesos empresariales mediante herramientas de gestión avanzada; y el comercio y la facturación electrónicos. La principal diferencia de financiación con respecto al Préstamo Jóvenes y Universitarios y el de Ciudadanía Digital es que en el Préstamo TIC el importe de los productos adquiridos puede llegar a alcanzar los 50.000 euros. Se pueden pagar en un plazo máximo de 36 meses con 3 de carencia.

Interés cero

En las tres modalidades del Plan Avanza el interés que las entidades bancarias cobran al ciudadano es del 0%. El banco o la caja tampoco pueden percibir ninguna cantidad en concepto de apertura, estudio o disponibilidad ni solicitar garantías hipotecarias o dinerarias. En cualquier momento, el beneficiario puede amortizar parte de la cantidad que adeuda o la totalidad del préstamo sin sufrir ninguna penalización.

Cómo solicitar los préstamos de interés cero


El interesado en solicitar el Préstamo Ciudadanía Digital debe acudir a una de las más de 50 entidades bancarias que colaboran con el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y el Instituto de Crédito Oficial. Allí debe presentar la hoja de solicitud cumplimentada y firmada. Este documento se puede pedir en la propia entidad bancaria o en la página web del Ministerio o del ICO. Además, presentará un documento identificativo como el Documento Nacional de Identidad o el pasaporte. En caso de que el solicitante sea extranjero, deberá llevar la tarjeta o certificado de residencia. También es válido el certificado de empadronamiento en un municipio español.

Quien prefiera pedir el Préstamo Jóvenes y Universitarios debe presentar la documentación identificativa tanto del beneficiario como del solicitante, en el caso de que se trate de personas diferentes. Si se acoge al crédito por ser universitario, es necesario presentar también un certificado del centro de estudios o fotocopia del resguardo de pago de matrícula en el curso actual en el que figure el sello del banco y el nombre del alumno.

Los pequeños y medianos empresarios tienen que presentar, junto a la documentación identificativa y la hoja de solicitud, un documento de declaración de mínimos, relativo a las ayudas que percibe de la Unión Europea, que le facilitarán en la entidad bancaria o en la página del ICO. En general, es conveniente que antes de acudir a pedir el crédito, el solicitante sepa qué equipamiento informático va a adquirir. En el establecimiento donde vaya a comprarlo le podrán hacer una factura pro forma, un documento similar a un presupuesto para que en la entidad bancaria sepan el importe del crédito.

Una vez solicitado el préstamo, éste se mantendrá en condición de autorizado durante un plazo máximo de cuatro meses hasta que se formalice. Para ello, el solicitante tiene que entregar una copia de la factura de compra del equipamiento informático y de la documentación que justifique que dispone de conexión a Internet con banda ancha. Puede presentar como justificante el contrato, el alta en el servicio o el recibo mensual. El usuario puede adquirir el equipamiento informático y la conexión a Internet juntos o por separado, y podrá elegir tanto el establecimiento en el que quiere comprar el equipo como la compañía con la que desea dar de alta el servicio de banda ancha.

El Plan Avanza y la Estrategia de Lisboa


En el año 2000 el Consejo Europeo de Lisboa se marcó el objetivo de convertir, antes de 2010, a la Unión Europea en "la economía más competitiva y dinámica del mundo, capaz de lograr un crecimiento económico duradero acompañado de una mejora cuantitativa y cualitativa del empleo y una mayor cohesión social". Para conseguir este objetivo, uno de los medios que proponía era llevar a cabo políticas que potenciaran el desarrollo de la Sociedad de la Información e impulsaran la Investigación, el Desarrollo y la Innovación (I+D+i). Este es uno de los propósitos del Plan Avanza, del que forma parte la línea ICO de financiación.

En este contexto se llegó a la conclusión de que España sufría un grave retraso tanto en el crecimiento de la productividad como en el grado de inserción en la Sociedad de la Información. Y reveló la existencia de una gran brecha tecnológica entre España y los países de su entorno, de ahí que surgiera el Plan Avanza, orientado a conseguir la adecuada utilización de las Tecnologías de la Información y la Comunicación para mejorar la vida de los ciudadanos.
Fuente: consumer.es

primi sui motori con e-max